RINOMODELACIÓN SIN CIRUGÍA: ¿CÓMO FUNCIONA?

Equipo Clínica de San Pío
  • 21/Sep/2023
  • 2258 Visto
Share Article
link

Mejora el aspecto de tu nariz con rinomodelación sin cirugía.

rinomodelacion-sin-cirugia-como-funciona
Photos by Clinica de San Pío
RESUMEN

    La medicina estética ha evolucionado de manera exponencial en los últimos años, permitiendo a personas de todo el mundo realizar cambios significativos en su apariencia sin tener que pasar por largos y a veces arriesgados procesos quirúrgicos. La demanda de procedimientos no invasivos ha aumentado considerablemente, proporcionando soluciones más seguras y cómodas para quienes buscan mejorar su imagen y, por ende, su autoestima.

    Uno de estos avances que ha generado una gran expectación en el campo de la estética facial es la rinomodelación sin cirugía. Esta técnica, que ofrece una solución efectiva y mínimamente invasiva a aquellos que desean modificar el aspecto de su nariz, ha experimentado un auge en su demanda gracias a su sencillez y los resultados estéticos que proporciona.

    En la Clínica de San Pío, especializada en cirugía plástica y medicina estética, hemos adoptado esta técnica como una de nuestras principales alternativas a la cirugía, y hemos comprobado el impacto positivo que puede tener en la confianza y satisfacción de nuestros pacientes. En este artículo, te contaremos en detalle cómo funciona este innovador procedimiento, cuáles son sus riesgos y qué se puede esperar de los resultados.

    En qué consiste la rinomodelación sin cirugía

    La rinomodelación sin cirugía, también conocida como rinoplastia no quirúrgica, es un procedimiento estético que tiene como objetivo mejorar la forma de la nariz sin necesidad de pasar por el quirófano. Esta técnica se ha vuelto cada vez más popular debido a su sencillez, los resultados estéticos que proporciona y el corto tiempo de recuperación que requiere.

    El procedimiento se basa en la utilización de diferentes materiales biocompatibles, como el ácido hialurónico o la hidroxiapatita cálcica. Estos materiales, conocidos como fillers (relleno), se inyectan en puntos estratégicos de la nariz para modificar su forma y volumen, y corregir irregularidades.

    La rinomodelación permite realizar diversas modificaciones, como aumentar la proyección de la punta nasal, disimular gibas o protuberancias, e incluso corregir pequeñas desviaciones del tabique nasal. Sin embargo, es importante recordar que la rinomodelación no puede reducir el tamaño de la nariz, algo que sólo puede lograrse con la cirugía.

    A pesar de que el procedimiento evita el uso del bisturí, debe ser realizado siempre por profesionales capacitados y en un entorno clínico adecuado. El éxito de la rinomodelación sin cirugía depende tanto de la calidad de los materiales utilizados como de la habilidad y experiencia del profesional que realiza el procedimiento.

    En la Clínica de San Pío, contamos con un equipo de especialistas altamente capacitados en la técnica de rinomodelación sin cirugía. Antes de realizar el procedimiento, ofrecemos una consulta personalizada para conocer tus deseos y expectativas, y para explicarte en detalle cómo se llevará a cabo el proceso.

    Al optar por la rinomodelación sin cirugía, te beneficiarás de un procedimiento menos invasivo, con menos tiempo de inactividad, y que ofrece resultados inmediatos y naturales. La intervención dura aproximadamente 15 minutos. Sin embargo, es importante tener en cuenta que los resultados no son permanentes y duran entre 12 y 18 meses.

    ¿Qué riesgos tiene la rinomodelación?

    La rinomodelación sin cirugía ofrece un cambio sutil pero significativo en la apariencia de la nariz, mejorando el equilibrio facial y proporcionando un mayor bienestar emocional al paciente. El resultado puede variar dependiendo de las características individuales de cada paciente, el tipo y la cantidad de relleno utilizado, y las habilidades del profesional.

    Sin embargo, generalmente se espera que la nariz presente un aspecto más armónico y equilibrado con el resto de las facciones faciales. Pero es importante tener en cuenta que no puede reducir el tamaño de la nariz, y los resultados no son permanentes.

    Tras el procedimiento, se puede apreciar inmediatamente una mejora en la forma y el contorno de la nariz, aunque el resultado final se verá una vez que la hinchazón inicial haya disminuido, normalmente tras unos días.

    Es importante destacar que el objetivo de la rinomodelación, como cualquier otro procedimiento estético, no es la perfección, sino la mejora. El propósito es lograr una apariencia natural, que se ajuste a las proporciones del rostro del paciente y que refuerce la confianza en uno mismo.

    Por último, aunque la rinomodelación sin cirugía es un procedimiento de menor intervención que una rinoplastia tradicional, no debe tomarse a la ligera. Asegúrate de discutir tus expectativas y cualquier pregunta que puedas tener con un profesional experimentado, como los que puedes encontrar en la Clínica de San Pío. Nuestro objetivo es garantizar que te sientas informada, cómoda y segura, o seguro, en cada paso del proceso hacia tu yo más seguro y feliz.

    ¿Cómo queda la nariz después de una rinomodelación?

    El cambio estético que se busca con la rinomodelación es la mejora del contorno y la armonía de la nariz, teniendo siempre en cuenta la proporción y el equilibrio con el resto de los rasgos faciales. Aunque los resultados son evidentes de manera inmediata, es importante entender que estos pueden variar dependiendo de las características propias de cada paciente y de sus objetivos estéticos.

    Tras el procedimiento, que suele durar aproximadamente 30 minutos, la nariz puede presentar un aspecto más refinado, con un perfil más recto, una punta más levantada o una forma más simétrica, dependiendo de lo que se haya acordado con el especialista. La hinchazón y el enrojecimiento son normales en las primeras horas, pero estos síntomas suelen desaparecer rápidamente.

    Una de las ventajas de este tratamiento es su carácter reversible. En caso de que el resultado no cumpla con las expectativas, se puede disolver el material de relleno inyectado mediante una enzima llamada hialuronidasa.

    Según el Dr. San Pío, toda una autoridad en cirugía y medicina estética, "la rinomodelación sin cirugía puede producir cambios significativos pero sutiles en la apariencia de la nariz. Los pacientes suelen sentirse más seguros y contentos con su imagen, y a menudo reportan una mejora en su bienestar emocional".

    Es importante recordar que la rinomodelación sin cirugía no puede solucionar todos los problemas estéticos de la nariz. Existen situaciones donde la cirugía puede ser la única opción, especialmente en casos de problemas estructurales graves o de la necesidad de reducir el tamaño de la nariz.

     

    Para asegurar el éxito del procedimiento y cumplir con las expectativas del paciente, en la Clínica de San Pío recomendamos una consulta previa con nuestros especialistas. Esta consulta permite evaluar las necesidades y expectativas individuales del paciente, y desarrollar un plan de tratamiento personalizado.

    Agregar comentario

    arrow_upward